Regalos y recuerdos...

Muchas de las hueveras que componen mi colección me las han regalado. Para tener un recuerdo de cada uno de esos presentes y, sobre todo, de las personas que tan generosamente me las han ofrecido, quiero dejar constancia aquí de mi agradecimiento.

viernes, 22 de agosto de 2014

De Roma


nº. 527
Regalo de LOLA

Es una pieza muy interesante, porque a pesar de ser de plástico y con un dibujo aparentemente anodino, nos habla de la antigüedad de la huevera. El hecho de recurrir a un adorno de un motivo floral de los más populares, propio de la alfarería tradicional, indica que cuando se fabricó esta pieza se estaba al principio de la utilización del plástico, y todavía se buscaba la inspiración en lo que se había hecho hasta la fecha, tanto en cerámica como en madera.
Aunque comprada en Roma, en su base puede leerse el nombre de la firma Kayser, y el lugar de origen: Western Germany2. Los alemanes, tanto del sector Oeste como del Este, se dedicaron sin complejos a fabricar objetos de plástico para el hogar, ya fuera utensilios de cocina, vajillas, muebles,etc. Ponían, en ese material considerado poco noble, una atención especial por el diseño, a la vez que se experimentaban y utilizaban nuevas tecnologías, aportando así un aire de modernidad en la estética del objeto que gustaba mucho a las nuevas generaciones.

Me olvidaba decir que la forma de esta huevera es la llamada europea. Pertenecen a esta categoría las que no tienen pedestal o pie, sino que el cuerpo va directamente unido a la base. No obstante, para evitar problemas con el etiquetado, ya que hay modelos en los que es difícil determinar la forma común o la forma europea, clasificaremos los dos tipos como de forma común.

Esta huevera me la regaló Lola Feo en Roma, en el mes de noviembre de 1986, así es que ella se quedó sin esta pieza, pero los recuerdos de aquellos años aún los compartimos las dos y nuestro grupo de amigas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada